¿Me pongo a dieta?

anana

¿Quién no ha dicho u oído esta pregunta alguna vez en su vida?

Hay épocas en las que se oye más que otras; antes o después de verano, tras las vacaciones de navidad o simplemente cuando vemos la necesidad de renovar el armario porque ya no nos cabe lo que tenemos. Este es el primer paso, sin embargo la mayor parte de las veces, pensamos en hacer un pequeño paro en el tiempo, para cambiar algunos aspectos de la dieta habitual que me permitan conseguir el objetivo que me he propuesto y volver de nuevo a mi comportamiento habitual, es decir una dieta o un cambio con fecha de caducidad, y ahí está el principal ERROR.

ana1Desde la consulta intento cambiar esta idea que tenemos preconcebida durante muchos años y enfocarla de otra manera, hacer entender al paciente la importancia que tiene realizar cambios en su estilo de vida de forma permanente, para que los objetivos que alcance pueda mantenerlos. Tenemos que tener en cuenta que el estado que nos encontramos actualmente es la consecuencia del estilo de vida (alimentación, ejercicio físico,…) que he llevado hasta ahora; por lo que encontrar un estilo de vida saludable que se ajuste a mis circunstancias, horarios, gustos y necesidades será la mejor garantía de éxito.

Y como se consigue un cambio en nuestro estilo de vida de forma permanente?. 

ana2Primeramente si tenemos predisposición al cambio, es decir si queremos verdaderamente ese cambio esa mejora en nuestra salud. En consulta también trabajamos intentar atraer al paciente hacia esa idea de cambio, ayudarle en esa motivación de cambio, para ello podemos hacer más atractivo la visión que tiene el paciente, que aveces parte de un concepto erróneo de comer “pechuga y lechuga”, comida sosa, y algo muy estricto que no puede llevar con su vida social o trabajo; sin embargo puede ser todo lo contrario, si ponemos nuestro empeño en que así sea, y ahí entramos nosotras, enseñándoles desde nuestra propia experiencia, lo divertido y enriquecedor que puede ser dedicarle un tiempo a preparar la comida, a descubrir  nuevos sabores, a conocerse las necesidades de uno mismo, a experimentar en la cocina, a rellenar la nevera y despensa de alimentos saludables en definitiva a CUIDARSE.

ana3Una vez estamos dispuestos a ello, enseñamos. Enseñamos todo lo que necesitas saber, como por ejemplo nuevas técnicas de cocina, el increíble mundo de las especias, nuevas combinaciones, como funciona nuestro cuerpo y que necesita, además de las diferencias entre unos nutrientes y otros; establecemos un horario de comidas que puedas compaginar con el trabajo o estudios y tus otras actividades, aprendemos la importancia de hacer una lista de la compra y de incluir en ella alimentos frescos y de calidad; para ellos aprendemos a interpretar la información que nos brindan las etiquetas de los alimentos o productos. Trabajamos también en consulta posibles ansiedades que derivamos en la comida, que podemos acarrear desde hace tiempo o que nos van surgiendo durante el tratamiento. 

En definitiva como muchos de mis pacientes me dicen, cuando llevan un tiempo es que están consiguiendo “aprender lo que mi cuerpo necesita y dárselo de la mejor manera posible, entonces empiezas a sentir como te encuentras mejor y el objetivo del peso poco a poco vendrá”.

Y TÚ, vas a hacer UNA DIETA QUE TERMINARÁ ALGÚN DÍA o ¿vas a empezar un proceso de CAMBIO, que dure para SIEMPRE?